| | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | |

Si solo veo mi parcialidad, me he rendido a una sola lente miope a través de la cual veo el mundo. Si me atrevo a renunciar a mi parcialidad, pasaré el resto de mi vida viendo el mundo y tirando lentes.

| | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | |

Tendemos a negar nuestra humanidad porque al aceptarla en su plenitud, necesitaríamos confesar lo poco que hemos hecho con ella.

| | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | |

Pensar que captamos la plenitud de la vida es decir que al sostener una simple gota de agua en nuestras manos somos capaces de comprender la inmensidad del océano.