| | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | |

Finjo estar lleno, pero en realidad estoy dolorosamente vacío. Y es porque con demasiada frecuencia me siento a la mesa del mundo en lugar de a los pies de Dios.

| | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | |

Si mi corazón está puesto en la búsqueda de verdaderos tesoros, mi mente debe fijarse únicamente en el privilegio de disfrutarlos y liberarse de la obsesión de poseerlos.

| | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | |

A pesar de lo enormes que puedan ser, nunca es del tamaño del arsenal ni de la fuerza del guerrero. Más bien, es un corazón empeñado en el sacrificio que es el arma más potente de todas.

| | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | |

Los ojos del amor tienen una visión 20/20 cuando se enfocan en otro, y se vuelven completamente ciegos cuando se enfocan en nosotros mismos.

| | | | | | | | | | | | | | | | | |

En la irreflexión de mi prisa incesante, he hecho de Dios un ‘addendum’ en mi vida frente a la ‘agenda de’ mi vida. Y de lo que necesito darme prisa y darme cuenta es que con estas prioridades posicionadas como tales, me apresuro hacia mi propia desaparición.

| | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | |

Mis metas exceden el alcance de mis energías, pero mi Dios excede el alcance de mis metas.

| | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | |

Una vez que me doy cuenta de que la melodía que estoy silbando en mi cabeza es el tema que mueve mi corazón, de repente me doy cuenta de que la pregunta más importante que puedo hacer es: “¿Cuál es la letra?

| | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | |

Las relaciones reales son el producto del tiempo invertido, razón por la cual muchos de nosotros tenemos tan pocas.